¿En qué consiste el servicio de Alojamiento administrado?

El servicio de alojamiento administrado o hosting administrado consiste en contratar una empresa para que aloje tus contenidos en la web para que puedan ser visibles en internet. Es como pagar un alquiler, un alojamiento para tu sitio web. En este servicio la empresa se encarga de la parte técnica, velocidad, seguridad, certificados SSL y backups de tu sitio. Mientras que tu te encargas de los contenidos, como imágenes, textos y diseño.

En términos generales el hosting se refiere al espacio donde está “guardado” tu sitio web. Las personas acceden a él mediante el dominio o dirección web. Este es el espacio virtual, pero en el mundo físico, también existe un espacio donde tu web está almacenada, y son los servidores web.

Un servidor web es como un computador gigante que contiene procesadores y memorias, capaz de almacenar ese hosting y crear el espacio virtual donde se encontrará el sitio web.

Tipos de hosting

Una vez que tienes tu proveedor de servicios de hosting, debes pensar en el tipo de hosting que deseas o necesitas. Los hosting se categorizan según se organizan dentro del servidor web. Los proveedores de servicios web usualmente se basan en estos diferentes tipos para ofrecer variedad de “planes de alojamiento”

Hosting compartido: si recién comienzas tu emprendimiento, el hosting compartido es una excelente opción. Básicamente compartes un servidor web con otros clientes, otras páginas web, lo cual es mucho más económico para negocios pequeños o sitios web de emprendedores. El punto negativo probablemente sea que ejerces un control menor en la configuración del servidor, y la velocidad y optimización de tu sitio web depende de cómo se comporten los demás sitios almacenados en el servidor.

Hosting VPS o Servidor Virtual Privado: es una opción para quienes quieren un mejor alojamiento que el hosting compartido, pero sin gastar demasiado dinero. Sigues compartiendo el servidor con otros usuarios, pero el servidor web te asigna cierta cantidad de recursos y memoria, lo cual hace que un espacio de ese servidor sea únicamente para tu web.

Servidor dedicado: básicamente tienes un servidor físico dedicado exclusivamente a tu sitio web. Posees acceso a todos los recursos y puedes configurar el servidor como desees. Es ideal para grandes sitios web que reciben muchas visitas. El precio es más alto pero se vuelve algo crucial si tu sitio web se convierte en todo un éxito.

Cloud hosting: conocido como hosting en la nube en español, este es el tipo de hosting preferido en el mercado actualmente. Se utiliza una red de servidores físicos interconectados, así, si en uno de los servidores hay una falta de recursos o saturación, tu tráfico es enviado a un servidor diferente de esa cadena, y así tu sitio web se mantiene rápido y seguro sin importar las circunstancias. Ideal para sitios web de mucho tráfico.

Nettix como tu proveedor de servicios de alojamiento administrado.

Puedes deducir que al existir tantos tipos de hosting, existen muchas empresas y proveedores que ofrecen estos servicios. Básicamente puedes contratar un proveedor que aloje tu sitio web y maneje todo por tí, pero podría darse la situación de que pierdas mucho o todo el control sobre la configuración de tu servidor, y básicamente no tengas idea de lo que pasa con tu sitio web o cómo funciona el proceso detrás de recibir a tus visitantes.

Nettix se especializa en el alojamiento web en forma de cloud hosting administrado para que tu sitio web nunca enfrente dificultades y siga funcionando rápida y eficientemente sin importar si las visitas aumentan. Es la opción preferida para sitios de alto trafico, que se respalda con un equipo especialista de soporte que va más allá de asistencia técnica. Al elegir nuestro servicio de alojamiento administrado nuestro equipo especialista trabaja en equipo con el suyo.